domingo, 27 de octubre de 2013

The Reviewer: Urban Decay Primer Potion


Hola a tod@s!

Bien pues en esta entrada voy a hacer una reseña de un producto que segurisísimo que conocéis, se trata de  Urban Decay Eyeshadow Primer Potion.



Como ya sabréis se trata de una pre-base de sombras, cuya función es la de dar más longevidad a las sombras e intensificar los colores. En el envase Urban Decay nos dice: "aplica nuestro ligero e invisible Eyeshadow Primer Potion antes de tus sombras para una ridícula/absurda larga duración, un color más vibrante y ningún pliegue!"

Ahora bien, ¿verdaderamente cumple lo que nos promete?



Desde mi punto de vista la respuesta es:

- Alta duración y ningún pliegue: Sí. Nos proporciona una larga duración de las sombras, yo he llegado a estar unas 12h  maquillada y no me ha salido ningún pliegue, como tampoco me ha aparecido grasa en el párpado. En definitiva las sombras permanecen intactas.

- Color más vibrante: Sí.  Es como si las sombras se agarraran más al párpado. Ahora bien, el color de la sombra es el mismo, si tenemos un cobre suave va a seguir siendo esa tonalidad y no un cobre oscuro, pero el pigmento queda más concentrado. Esto puede tener su inconveniente a la hora de difuminar productos que se secan muy rápido como sombras en crema o lápices, ya que al agarrarse tanto y a la vez al secarse rápido, como no nos demos prisa en difuminar se quedará el corte y no habrá manera de mover el producto del sitio donde lo hemos puesto, por lo que recomiendo que para estos productos de secado rápido trabajemos primero un ojo y luego el otro, de lo contrario mientras que difuminamos un ojo el otro se seca y no habrá quien lo mueva. No os he descubierto las américas, lo sé, ya que esto sería lo mismo con o sin prebase, pero con la prebase al agarrarse más tenemos menos tiempo de actuación.


Un punto en contra es que hay que tener mucho cuidado con la cantidad que aplicamos ya que si nos pasamos, la textura de las sombras cambiará bastante. A mí me ha pasado tanto con sombras de KIKO como con sombras de M·A·C. Os voy a contar una de mis batallitas con esta presbase: esto que un día decides que te vas a hacer un supermaquillaje que quieres que te dure un montón, coges la prebase y apretas un poco el envase, pero resulta que el muy puñetero tiene aire dentro y ZAS! sale un pegotón , y qué haces, ¿tiras el exceso? yo ni loca! con lo que vale! Pues eso, me lo puse todo todito en ambos ojos, craso error, porque luego me dí cuenta que las sombras me marcaban todas las lineas del párpado, vamos como cuando una mascarilla de arcilla que se empieza a romper cuando se seca. Y además eran sombras frost que suelen quedar bastante brillantes, pues nada, apenas se notaba el brillo. Por esto hay que aplicar una mínima cantidad y extenderla muy bien por todo el párpado.

Básicamente podríamos decir que:

- Proporciona larga duración de las sombras, hasta unas 12h si tenemos el párpado graso pero no en exceso.
- Obtenemos bastante producto (11ml)
- Precio no excesivamente caro. (Creo que ronda los 17 euros en Sephora)
- Ayuda a igualar el tono del párpado.
- Las sombras se agarran mejor aumentando la concentración de pigmento.
PERO...No debemos pasarnos con la cantidad porque sino:
- Cambia la textura de las sombras haciéndolas más secas, y si son de acabado shimmer, frost, metálicas o similares pierden parte de ese acabado.
- Hace que las sombras marquen las arruguitas del párpado, haciéndolas más pronunciadas de lo que en realidad son.
- Hay que trabajar rápido los productos de secado rápido.


De arriba a abajo: gota de UDEPP, gota de UDEPP difuminada, sombra BRONZE de MAC sin prebase, sombra BRONZE de MAC con prebase. AVISO: EL FLASH REBAJA BASTANTE EL COLOR E INTENSIDAD DE LAS SOMBRAS DE LA IMAGEN.



No hay comentarios:

Publicar un comentario